Publicidad

Imagen referencial

Protestan en la Bolívar Norte por falta agua

Atendiendo un llamado de la comunidad el equipo de prensa del Concejo Municipal de Ribas se dirigió este domingo a la Urbanización Bolívar Norte quienes se encuentran desde este jueves 6 de septiembre desde la esquina de los Bomberos calle Bolívar y Ponte hasta la Calle Carlos Blank en permanente vigilia ante una situación suscitada cuando sin ningún tipo de consulta a la comunidad funcionarios de la empresa estadal Hidrocentro y la Alcaldía del Municipio José Félix Ribas pretendieron realizar trabajos de dudosa legalidad rompiendo la calle justo diagonal a los Bomberos con la intención de realizar una toma no permisada por la Comunidad – condición obligatoria para realizar este tipo de trabajos que afecten a la misma – en favor de un grupo de 10 casas y en detrimento de más de 100 familias de la zona.

 

Dicha toma sería realizada en la tubería de suministro del preciado y vital – pero ya escaso – líquido que surte a la zona desde el punto ya mencionado hasta la parte alta de la misma y zonas adyacentes. La cuadrilla que se disponía a realizar el trabajo fue interceptada por los vecinos quienes muy bien informados y respaldados por lo que emana la Ley se movilizaron hasta el lugar y solicitaron los respectivos permisos refrendados por dicha comunidad los cuales no fueron presentados aun cuando se hablaba de su existencia. Los vecinos solicitaron la presencia del responsable de la acción por parte de la Hidrológica, el Ing Roddy, quien nunca apareció y casi una hora después hizo acto de presencia el ciudadano Omar Rivas con dos agentes policiales, quien se identificó como funcionario de la Alcaldía aduciendo que el trabajo se continuaría porque así estaba decidido, aun cuando se estaba violando flagrantemente la Ley, que establece que para realizar cualquier actividad que pueda afectar para bien o para mal a una comunidad, esta deberá ser convocada con anticipación y ser comunicada de la actividad y ser autorizada y la permisología deberá ser refrendada por esta Ley del Poder Popular.

 

Cabe destacar que las zanjas para la colocación de las tuberías que irían a surtir de agua estas viviendas ya estaban abiertas con antelación en total desconocimiento de los vecinos afectados y que la maquinaria utilizada por la cuadrilla que abrió el profundo hoyo donde se encuentra la tubería presuntamente – según lo hizo saber uno de los vecinos que sería beneficiado por la toma – fue pagado totalmente por ellos.

 

Lo más impactante es el hecho que a menos de un metro del lugar una corriente de aguas negras que baja desde un lateral de la Iglesia Las Carmelitas, que data de más de un año y que ha afectado y afecta a toda la comunidad incluyendo a los habitantes de la calle Páez, que ha causado un deterioro pronunciado y sistemático en el pavimento desde una cuadra antes y hasta la clínica la Fontana, derivando en una contaminación permanente con olores nauseabundos insoportables para transeúntes y habitantes de la zona, eso si no es prioridad para el gobierno del Municipio ni la Hidrológica, aun cuando ha sido denunciado muchas veces y que causa problemas de salud a todos.

 

Según indican vecinos de calles anteriores esta práctica de tomas sin aviso previo viene realizándose desde la zona del Recreo de manera progresiva lo que agrava aún más la ya insoportable carencia del preciado y vital liquido, el cual si se consigue a través de los cisternas a precios exorbitantes y que son llenados en las tomas del “Recreo”, “Universidad politécnica Brito Figueroa” y la que se encuentra vía el “Consejo”.

 

No a la arbitrariedad de las “Autoridades” contra el pueblo.

 

Si a la solución definitiva del agua a todos los vecinos de nuestro municipio Ribas.

 

Nota de prensa: Concejo Municipal Ribas

Compartido
Loading...


Acerca del Autor

Redacción - El Clarín

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad