Publicidad

Escuela Superior de Música José Ángel Lamas clama por su sede

En relación a este tema se le realizó una entrevista exclusiva para El Clarín web a los profesores María Luisa Arencibia profesora de la cátedra de armonía y al profesor Albín Zapata, subdirector de la Escuela Superior de Música José Ángel Lamas.

La Escuela Superior de Música José Ángel Lamas, institución que tiene un largo recorrido de 146 años de fundada, pionera de grandes agrupaciones como lo ha sido la Orquesta Sinfónica Venezuela y el Orfeón Lamas, igualmente cuna de grandes compositores de corte internacional como Antonio Estévez, Antonio Lauro, Vicente Emilio Sojo, Modesta Bor, entre otros.

Hoy en día, de nuevo hace un llamado a las autoridades educativas para solicitarles agilizar trámites administrativos y de logística para lograr la tan remachada reconstrucción de su sede.

Durante unos  veinte años han venido esperando que se realice de acuerdo a convenios con FEDE, Patrimonio y Min. Educ., pero, solo en el año 2014, por convenios temporales para arreglar la sede, fueron desalojados a otra localidad para realizar una restauración que duraría aproximadamente un año, quedando las oficinas administrativas allí, las cuales, también luego fueron desalojadas.

La comunidad de la Lamas está en completo abandono, ya que el sótano II de Biblioteca Nacional adonde los reubicaron “temporalmente” no brinda las comodidades ni tienen las condiciones necesarias para funcionar adecuadamente, incluyendo la falta de ventilación y no tienen ni aire acondicionado, además de que en la SEDE de la Escuela Superior de Música solo hay una super destrucción y no hay reparaciones hechas.

En relación a este tema se le realizó una entrevista exclusiva para El Clarín web a los profesores María Luisa Arencibia profesora de la cátedra de armonía y al profesor Albín Zapata, subdirector de la Escuela Superior de Música José Ángel Lamas.

El profesor Zapata nos informó que en junio del 2014 personalidades del Gobierno del Distrito Capital, encabezado por Jacqueline Faría Robert Serra  les hacen la propuesta de realizar la remodelación de infraestructura y que duraría aproximadamente un año su remodelación, pero, los cambios en la dirección de la GDC, pasando por Faría, luego por Villegas, Dugarte y actualmente por Aponte ha hecho que todo se quede en promesas de  remodelación.

“Al momento se llevaron material, se comenzó con la reparación de la infraestructura y comenzó el movimiento de reestructurar, algo muy positivo, pero, ese movimiento duró de 6 a 8 meses y se detuvo motivado al cambio de autoridades en el Gobierno del Distrito Capital“, indicó Zapata.

De igual forma la profesora de la cátedra de armonía María Luisa Arencibia indicó que previamente a la propuesta de remodelación la referida sede de la  José Ángel Lamas había llegado a una situación inviable, los baños no servían, los techos que era una gran estructura estaban sujetos por columnas de madera, las cuales se encontraban llenas de termitas y urgía la remodelación de sede la primera escuela de música formal fundada en Venezuela.

Al momento de iniciar la remodelación fueron mudados provisionalmente al sótano dos de la Biblioteca Nacional, pero lejos de solventar su vía crucis, se consiguen con otro y es que los espacios que le prestaron tienen varios inconvenientes entre los que se pueden detallar el aire viciado por falta de aires acondicionados, lo cuales han provocado hasta desmayos en los alumnos que ven clases en esa sede.

La solución de los baños tampoco ha sido resuelta ya que solo cuentan con un solo baño para una población aproximada de 1.500 alumnos, el cual debe ser mixto, tanto para jóvenes, niños y adultos.

Al momento que hay alguna actividad en la Biblioteca Nacional aunado al plan de ahorro energético, las clases deben ser suspendidas y tienen que dar clases dos días y medios en esos espacios. “Sé que la  Biblioteca Nacional tiene su agenda, pero nosotros debemos atender nuestra agenda como institución educativa”, agregó la profesora María Luisa Arencibia.

Ambos profesores resaltaron lo preocupante de esta situación ya que se encuentran en el tercer lapso del año escolar y los alumnos deben cumplir con un currículo para cada materia y están a punto de perderlo por las inasistencias obligadas y sería algo muy lamentable, debido a que los estudios musicales son largos, por ejemplo un estudiante de guitarra o de muchos instrumentos debe estudiar 8 años para graduarse de guitarrista, un pianista 10 años y así respectivamente con varios instrumentos.

De igual manera, la Escuela Superior de Música “José Ángel Lamas” es una sede centenaria que pertenece al Ministerio de Educación, única sede oficial en toda Venezuela y es considerada patrimonio de la humanidad.

En último lugar ambos profesores hicieron un llamado a las autoridades para que se aboquen a restaurar las instalaciones para que puedan funcionar con normalidad en su antiquísima sede, agradeciendo a El Clarín para poder difundir esta información.

 

Compartido
Loading...


Acerca del Autor

Martín Flores Araujo

Licenciado en Comunicación Social, egresado de la Universidad Católica Cecilio Acosta de Maracaibo, estado Zulia. Músico, Oboísta y compositor, Es autor de varias obras Musicales y Literarias, además de haber realizado diversos Documentales y videos institucionales, así como diversos trabajados en medios tanto impresos como digitales.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad