Publicidad

Brasil ratifica línea en Amazonía para evitar comprar energía venezolana

El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, ratificó la iniciativa de construcción a partir de este año de una línea gigante de transmisión de energía en la Amazonía para evitar así la dependencia de comprar electricidad a Venezuela, país con el que no se tienen buenas relaciones bilaterales.

De acuerdo con el jefe de Estado, se pretende que antes de finalizar este año se comience la construcción de la línea de transmisión eléctrica Tucurui, que con 700 kilómetros unirá a Manaos y Boa vista, dos de las principales capitales de la Amazonía con «energía producida en la región».

Las inversiones para la obra, apuntó Bolsonaro en su transmisión semanal en vivo por Facebook, serán por el orden de los 1.000 millones de reales (unos 250 millones de dólares).

En febrero, el Gobierno declaró la construcción de la línea de transmisión como un asunto de «interés nacional».

El proyecto prevé el tendido de una línea de transmisión de energía para conectar Roraima, estado fronterizo con Venezuela, al sistema nacional y que de esa manera deje comprar el 50 % de la energía que necesita al vecino país, como ocurre actualmente.

Esa línea de transmisión de energía, que será abastecida por la hidroeléctrica de Tucuruí, en el Amazonas.

La obra, cuya construcción se anunció en 2011 para ser terminada en 2015, aún no ha comenzado por asuntos jurídicos relacionados con licencias ambientales.

En su transmisión, Bolsonaro aprovechó también para defender el potencial energético de Brasil con fuentes «limpias» como la solar y la eólica, que pueden sustituir otras fósiles como la de las «terribles» termoeléctricas.

 

Fuente: EFE

Compartido
Loading...


Acerca del Autor

Prensa

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad