Publicidad

Pensionados denuncian trabas para comprar con petroaguinaldo otorgado por Maduro

Las tiendas Clap y Traki de Plaza Venezuela y Sabana Grande, respectivamente, no tienen los dispositivos de pago del Banco Venezuela conocidos como Biopago. Pasar más de 3 horas en una cola bajo el sol, no contar con celulares inteligentes y familiares que los ayuden hacer los trámites que les piden tanto en la aplicación Petro y Sistema Patría, son algunas de las trabas que están denunciando actualmente los pensionados que habitan en Caracas.

Aleida Campos, Rosa Peñalver y Francia Castro son vecinas y habitan en San Martín. Al ser abordadas por el equipo de El Pitazo en la Calle a la salida de las Tiendas Clap de Plaza Venezuela, molestas explicaron que ya están cansadas de visitar los puntos que les recomendaron donde poder comprar con el petroaguinaldo.

«Después de pasar casi dos horas en cola para comprar en el automercado de esta tienda Clap, nos dicen que no tienen Biopago y que tenemos que ir a un ciber o a nuestra casa para hacer un registro en la aplicación del Petro. La verdad es que no informan bien sobre esto, nos tiene de aquí para allá. Tampoco tenemos celulares inteligentes», dijo molesta la señora Aleida Campos.

«Traki no tiene Biopago»

Pedro José Jaramillo acompañó a su esposa Arminda a comprar en la tienda Traki ubicada en Sabana Grande, la sorpresa que se consiguieron en la puerta de esta entrada, es que no tiene Biopago por lo que debían registrarse en la página Petro.

«La chica de la tienda Traki me dijo que podía traer el celular inteligente y hacer la transferencia del Petro después de comprar, pero ni mi esposa ni yo tenemos un celular avanzado, sólo mi hijo, y él se la pasa trabajando», comentó resignado Jaramillo.

Una hoja pegada en el vidrio de afuera de la Tienda Traki, explica qué hacer para poder comprar con el Petro. Cansancio y desilusión se observa en los pensionados que ya saben que no pueden comprar hasta que se registren en la aplicación de esta criptomoneda.

Después de hacer una cola tan larga a las personas de la tercera edad que fueron a comprar en Traki de Sabana Grande, les explicaron que no tenían Biopago y que debían registrarse en la aplicación Petro. Molestos los pensionados y empleados públicos recomiendan que es necesario realizar una supervisión. Foto: Griselda Acosta

«Más que regalo parece un castigo»

Elsa Martínez, quien tiene 70 años y habita en la UD7 de Caricuao, comentó a El Pitazo en la Calle que ya tiene dos días visitando el Automercado El Supremo para ver si puede usar su petroaguinaldo. «La verdad que no me esperaba tanto lío para poder usar este regalo, les confieso que ando preocupada, ya que no sé cómo hacer esto en la computadora, me parece más un castigo que un regalo», dijo Martínez.

Ana Ramírez, quien vive en Ruíz Pineda, comentó con bastón en mano mientras estaba en la cola del Automercado El Supremo de esta comunidad de la parroquia Caricuao, que lo que tenía que hacer el Gobierno era permitir que el medio Petro otorgado, se pudiese pasar a una cuenta en bolívares. «Mi esposo me dijo que no me preocupara, que lo dejara allí, pero la realidad es que lo necesito para comprar comida para el 31 de diciembre», dijo Ramírez.

Petra Robles junto a su vecina de Las Adjuntas, de la parroquia Macarao, explicaron en la cola que en su comunidad sólo hay un comercio que tiene activo el Biopago, por lo que le tomó más de cinco horas comprar un poco de carne. «El petroAguinaldo es una ayuda que agradecemos pero lo conveniente es que lo pongan más sencillo a la hora de usarlo», dijeron.

«Nuestra edad no da para hacer tantas vueltas»

En una charcutería ubicada en la UD7 cerca del bloque 13 de Ruíz Pineda, se observó un buen grupo de personas de la tercera edad amontonados fuera del negocio, esperando en una cola para comprar algunos alimentos con esta criptomoneda. Amalia de Ramos explicó que nunca le había costando tanto gastar un dinero. «Mi hija me explicó que es una criptomoneda que la podía dejar allí, pero la verdad es que si ahorita puedo comprar unas 10 o 15 cosas con un millón de bolívares, para el nuevo año todo va estar más caro, y si acaso, voy a poder comprar ocho», manifestó Ramos.

La señora de Ramos explicó que es una total desconsideración con las personas de la tercera edad el haber dispuesto tantas trabas y procedimientos para poder comprar con el Petro. «Mi esposo y yo tenemos más de 70 años, si no es por mi hija que nos visitó y nos explicó qué hacer, todavía estuviera como muchas amigas y vecinas que no saben qué hacer con este regalo tan complicado», resaltó.

Piden supervisión

Los pensionados consultados en Caricuao y en Sabana Grande, explicaron a El Pitazo que una lista dada por el Gobierno de comercios, panaderías y tiendas de ropa que supuestamente tienen activos el Biopago, más de la mitad no lo tienen habilitados. Indicaron que es necesario que funcionarios encargados de supervisar el comercio en la capital, se den una vuelta para que vean la realidad que están pasando las personas de la tercera edad, por la falta de dispositivos de pago que acepten el Petro.

Recomiendan también abrir un mecanismo que les permita disfrutar de este dinero en bolívares para así evitar tantas vueltas a la hora de usarlo. Los pensionados consultados temen que pasado el 31 de diciembre de este año 2019, no puedan usar esta criptomoneda, ya que no saben si dejándolo en el Sistema Patria o en la página Petro, está asegurado.

Explicaron finalmente las personas de la tercera edad consultadas, que debido a su poca práctica con computadoras y celulares inteligentes, o en muchos casos casi nula, es necesario simplificar lo más posible los trámites para poder disfrutar de los bonos y Petros asignados por el cuestionado Gobierno Nacional.

Fuente: El Pitazo

Compartido
Loading...


Acerca del Autor

Redacción - El Clarín

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad