Publicidad

Agua de Coco ¿buena o mala para tu dieta? #VidaFit

¡Disfrútala con moderación!

Hoy les explicaremos cuales son los beneficios que genera el Agua de Coco en nuestro cuerpo cuando la incluimos en nuestra dieta diaria, pero debemos recordar que todo en exceso es malo.

Cuando estamos en un proceso de alimentación saludable se tiende a confundir mucho cuales son las bebidas adecuadas y bajas en calorías, que podemos tomar en nuestra dieta y que al momento de tomarlas proporcionen satisfacción de agrado sin tener remordimiento de conciencia.

Según los especialistas en nutrición aseguran que no hay nada mejor que el agua natural para calmar la sed y mantener un peso ideal; sin embargo, puedes aprovechar todos los beneficios del agua de coco para refrescarte y adelgazar al mismo tiempo.

De acuerdo con un estudio del Department of Physiology and Biophysics, KPC Medical College and Hospital, en India, el agua de coco es una bebida nutritiva porque contiene compuestos activos como aminoácidos, fitohormonas, minerales y vitaminas.

¡Disfrútala con moderación!

En la investigación se detalla que si se consume con moderación, el agua de coco tiene la capacidad de reducir los niveles de azúcar en la sangre, el colesterol y el estrés oxidativo.

Si te interesa conocer más beneficios del agua de coco, en el siguiente video descubre cinco grandiosas razones para beberla y disfrutar del cuerpo que siempre has deseado.
Entre las principales características nutricionales y beneficios del coco se encuentran:

1. El contenido energético de una taza de agua de coco es de apenas 45 calorías.

2. A diferencia de otras frutas, el coco contiene una alta cantidad de grasas, una porción de aproximadamente 5 cm. de pulpa cuenta con 15 gramos y aporta alrededor de 160 calorías.

3. La leche de coco, por su parte, aporta 445 calorías por taza, mientras que una cucharada aceite de coco contiene 117 calorías, 14 gramos de grasa y 12 gramos de grasa saturada.

4. El aceite de coco contiene cerca de 87% de grasas saturadas.

5. Debido a lo anterior, en ocasiones el coco ha sido catalogado como un alimento “poco saludable” sin embargo, un alto porcentaje de estas grasas saturadas son de cadena media lo que la convierte en una grasa saludable.

Es importante no confundir el termino agua de coco y leche de coco, la primera es propiamente la contenida dentro del coco, la segunda se obtiene al hacer pasar la carne a través de una rejilla, pudiendo o no utilizar agua en el proceso. El agua de coco es más común que se utilice como bebida, mientras que la leche es mayormente usada en la elaboración de platillos y postres.

Por otro lado, el aceite de coco es ideal para cocinar, no se oxida a altas temperaturas. Otros usos que la industria le ha dado son en la elaboración de jabones, lociones, perfumes y otros productos cosméticos.

Otra forma en la que se puede consumir el coco es en harina, la cual añade sabor a los productos horneados, cada 2 cucharadas de harina de coco aportan 5 gramos de fibra y sólo dos gramos de grasa total (grasa saturada). Su harina tiene beneficios para las personas diabéticas debido a su bajo índice glicémico.

El coco, a pesar de sus beneficios y cualidades nutricias debe ser consumido con moderación, si bien puede aportar grandes beneficios a la salud por sus múltiples cualidades debido a su elevado contenido de grasas saturadas, debe agregarse a la dieta ocasionalmente.

Loading...


Acerca del Autor

Redacción - El Clarín

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad