Publicidad

El ejercicio genera más hormonas de bienestar

Liberación de endorfinas durante la actividad física ayuda a sentirse mejor

Ejercitarse con regularidad se ha considerado una de las mejores curas para el cuerpo, ya que se desarrollan más los músculos, se gana resistencia y las actividades diarias como subir las escaleras resulta ser una tarea más sencilla. Pero más allá de esos beneficios físicos, también proporciona felicidad.

 

Miriam Muriel, psicólogo y embajadora de Gold’s Gym, sostiene que entre el deporte, el cerebro y el estado de ánimo existe una conexión muy importante, pues el ejercicio hace que hormonas como la cortisona disminuyan y se produzca más secreción de las relacionadas con el bienestar.

 

«En el caso de las personas que sufren de malestares articulares y otras dolencias, el ejercicio les ayuda a segregar más la cortisona y el dolor tiende a disminuir», afirma la especialista.

 

A nivel neurológico, la actividad física hace que el cuerpo genere sustancias químicas que pueden ayudar a una persona a estar de mejor ánimo. Cuando se comienza a ejercitar, el cerebro reconoce ese momento como uno de estrés, incrementa la presión sanguínea y lo entiende como si estuviera luchando contra un enemigo.

 

«Cuando las hormonas del bienestar llegan al torrente sanguíneo, el organismo tiene una respuesta en positivo y hace que interpreten que se sienten bien», explica la vocera de Gold’s Gym.

 

A nivel neurológico, la actividad física hace que el cuerpo genere sustancias químicas que pueden ayudar a una persona a estar de mejor ánimo. Cuando se comienza a ejercitar, el cerebro reconoce ese momento como uno de estrés, incrementa la presión sanguínea y lo entiende como si estuviera luchando contra un enemigo.

 

Para protegerse, comienza a liberar endorfinas que son las sustancias químicas que producen la sensación de felicidad y euforia, además de una proteína llamada BDNF (Brain-Derived Neurotrophic Factor), la cual posee un elemento reparador y protector de las neuronas.  Esto produce como resultado, que a menudo se vean las cosas más claras y el cuerpo se sienta liberado justo después de terminar una jornada de ejercicios.

 

El deporte ayuda también a las personas a dormir profundamente, mejorar el humor, optimizar la capacidad de aprendizaje, fortalecer el sistema inmunológico, entre otros beneficios.  Además, le puede dar a la gente una verdadera sensación de logro y orgullo por alcanzar determinadas metas, como batir un récord personal.

 

 

Compartido
Loading...


Acerca del Autor

Gustavo Gil

Licenciado en Comunicación Social, egresado de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB). Periodista de amplia trayectoria en distintos medios que abarcan la prensa escrita, semanarios, radio y televisión. Actualmente ejerce libremente su profesión, es asesor institucional y de imagen.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad