Publicidad

GE comprometida con la conservación del agua en Latinoamérica

"El agua es un recurso presente en todos los procesos industriales y en la vida cotidiana....."

Latinoamérica concentra el 31% de la reserva de agua dulce disponible en el mundo; sin embargo, el Banco Mundial ha estimado que el 45% del agua en la región se pierde antes de llegar al consumidor final y la Organización de las Naciones Unidas alerta que 35 millones de personas no tienen acceso al agua potable en Latinoamérica.

En el marco del Día Mundial del Agua, General Electric ha reforzado su compromiso con el desarrollo sustentable de los países donde opera y la protección del medioambiente como parte clave dentro de su estrategia de negocios.

Referente al consumo de este recurso, Carla Casanova, Gerente de GE Water and Process Technologies para Venezuela, Colombia, México y Centroamérica, advierte: “El agua es un recurso presente en todos los procesos industriales y en la vida cotidiana de las comunidades, por ello, resulta imperativo trabajar en alianzas entre el sector público, privado y ciudadano con el objetivo de promover la utilización de tecnologías eficientes y prácticas sustentables para el tratamiento y reúso del agua, así como la ejecución de programas educativos y campañas de concienciación sobre el uso responsable de los recursos hídricos.”

Por esta razón, desde GE Power & Water, la compañía trabaja a nivel global en conjunto con la industria, el sector público y otros agentes de la sociedad con el objetivo de brindar tecnologías para el tratamiento, reúso del agua y para la generación eficiente de energía.

Entre las tecnologías desarrolladas por GE para el tratamiento del agua y efluentes están a Ultrafiltración (UF), Reactor Biológico de Membranas (MBR), Electrodiálisis Reversa (EDR), Ósmosis inversa (RO), así como los químicos necesarios para optimizar la eficiencia de los tratamientos que, entre otros beneficios, permiten producir agua de mejor calidad en un espacio hasta un 35% menor que una estación convencional y con reducciones en costos operativos de hasta un 70%. Para atender emergencias, cortes ocasionales y cambios imprevistos en la calidad del recurso, GE también ofrece un portafolio de sistemas móviles para el tratamiento de agua que se adapta a las necesidades de los clientes, en el lugar donde se necesitan e incluso en modalidad de renta.

El desarrollo de tecnologías limpias y eficientes se hace aún más necesario en un escenario como el de Latinoamérica, donde, durante el 2012, sólo el 20% de las aguas residuales se trataba y, cada vez más, se evidencian escenarios de escasez. Por ello, en los últimos años, General Electric ha centrado sus esfuerzos, en relación a este recurso, en cuatro focos de acción:

Fomentar el reúso y tratamiento de los efluentes domésticos e industriales para que el agua se utilice una o más veces en procedimientos como limpieza de plazas y vías públicas, reposición en sistemas de enfriamiento de la industria y otros procesos industriales.
Desarrollar tecnologías de purificación y filtración del agua, como la ultrafiltración para el tratamiento de aguas residuales difíciles de procesar por medios convencionales. Modernizar la tecnología permite no sólo mejorar el acceso al agua potable para la población, sino también reducir el espacio necesario para instalar los equipos de tratamiento.
Desarrollar soluciones para desalinización del agua salada a menores costos que la hagan propicia para diferentes usos.
Incentivar, mediante reconocimientos, a nuestros clientes para adoptar prácticas más sustentables en el uso del agua. Como ejemplo de ello, tenemos el Premio Ecomagination Leadership, que reconoce y evidencia el compromiso de nuestros clientes en reducir el impacto ambiental y mejorar la productividad en sus operaciones a través del uso de nuestras tecnologías.

El ejemplo comienza en casa

En 2006, GE se planteó el objetivo de reducir, en 6 años, un 20% el uso de agua en sus operaciones; pero esta meta fue alcanzada en 4 años y ahora la compañía espera disminuir a nivel global, para el 2015, un 25% de su consumo del vital líquido en todos sus procesos industriales.

En esta sintonía, GE se basa en el sistema de gestión global: Excelencia Ambiental, que consiste en 182 requisitos asociados a 6 temas, entre los que se encuentran: aire, agua, desechos, transporte de materiales, productos químicos y prácticas generales en gestión ambiental, conformidad legal y entrenamientos. Con base en estos criterios, todas las plantas de GE en Latinoamérica son auditadas con el fin de identificar oportunidades y soluciones para reducir el consumo de agua y energía, así como las emisiones de gases de efecto invernadero.

Particularmente GE Water and Process Technologies fue merecedora del premio Compañía del Año 2014 por Global Water Intelligence, así como también del premio Proveedor del Año por múltiples clientes y el Proveedor Preferido para soluciones de agua difíciles de tratar, lo que reafirma el compromiso permanente de la empresa con el desarrollo de productos y servicios que contribuyan significativamente al ahorro, reutilización y tratamiento del recurso hídrico, tanto en Latinoamérica como a nivel mundial.

Loading...


Acerca del Autor

Karen Tucker

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad