Publicidad

Un día de trabajo equivale a un bombillo

Acorde al salario mínimo

«Ya no se puede alumbrar la casa», así relatan los consumidores que deben disponer de su sueldo para adquirir este preciado objeto, el bombillo. En las últimas semanas el precio cambio radicalmente.

Los costos son diferentes, de acuerdo a la marca y a la duración del mismo; las personas cuando van a comprar no están pendientes de esas cosas sino de suplir las necesidades que pide el hogar, pues, mantener uno requiere esfuerzo y dinero.

Félix Ojeda, afectado dijo “la cosa está dura, ya no se pueden comprar bombillos, el más barato te cuesta 250 Bs, en mi sector no puedes poner uno afuera de tu casa porque pasan con un trapo de cocina en la noche y se los roban”.

Las opiniones son diversas, las personas están preocupadas por esta situación que se ha salido de sus manos, necesitan mayor regulación en cuanto a la venta de estos objetos para el hogar.

Rosana Morantes explicó “en realidad no tengo bombillos en mi casa, que si uno en la sala, baño y cocina los cuartos están a oscuras a parte se queman a cada rato; no puedo seguir gastando en eso”.

Muchas personas técnicas se han dedicado a reparar los bombillos ahorradores ganándose así la vida y dando respuesta a la demanda y necesidad que tienen los habitantes de conseguir este tipo de mercancía a precios solidarios.

Cada establecimiento fija su precio, uno más inconsistente que otro las ventas han mermado significativamente, en los últimos meses tenido perdidas los dueños de Algunos han aprendido a vivir a oscuras, los celulares han funcionado como linternas para las habitaciones dejando así esencialmente la luz en puntos referenciales del hogar.

Precios de objetos eléctricos:

Bombillo incandescente: Entre 250 a 400 Bs.

Bombillo ahorrador: Entre 1.500 a 3.800 Bs.

Sócate: Entre 100 a 600 Bs.

Apagadores Entre 300 a 1.000 Bs.

Loading...


Acerca del Autor

Ángel Medina

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad