Publicidad

Racionamiento eléctrico puede intensificarse

Solo le falta descender 89 centímetros para comprometer el funcionamiento ocho de las turbinas de la sala de máquinas II

Los niveles del embalse que alimenta a la central hidroeléctrica Simón Bolívar en Guri, ubicada en el estado Bolívar, siguen en bajada y sin aparente pronostico de mejorar.

Solo le falta descender 89 centímetros para comprometer el funcionamiento ocho de las turbinas de la sala de máquinas II y considerarse colapsado. De suceder esto, el Guri podría dejar de generar 3.800 megavatios (MW) y afectaría las centrales hidroeléctricas del Bajo Caroni, Caruachi y Macagua.

El ingeniero y miembro del Grupo Zuloaga, consultor en eficiencia energética, Nelson Hernández destacó en una entrevista para el Correo del Caroní que el gobierno no cuenta con los recursos para mitigar las consecuencias de la crisis eléctrica en el país.

“No hay mucho que hacer porque lo que se debió haber hecho fue hace seis meses atrás”, señaló Hernández y  reveló que racionamiento se intensificará.

Hernández explicó que “el ministro Motta Domínguez sabe que no puede hacer nada, lo dijo en febrero cuando anunció que se llegaría al colapso en abril”.

En este sentido, según su opinión para revertir la crisis es necesario “que caiga un diluvio de una semana en las cabeceras del Caroní” para que el nivel de agua aumente, pero las lluvias se estiman para mayo.

Vía Correo del Caroní

Loading...


Acerca del Autor

Katherine Dona Cumana

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad